Javier Saura

Padre a tiempo completo, vicioso esquiador, yonki tecnológico, marketiniano 2.0 por definición y afortunado que disfruta con su trabajo ;)

Las Provincias Digital – artículo de “Supernanny”

JOSÉ JAVIER ESPARZA/ 26 de Febrero 2006
Cuatro estrenó el viernes noche Supernanny , un programa que está triunfando en muchos otros países y cuyo tema es algo que la tele suele ignorar: la educación de los hijos. Planteamiento: una familia tiene problemas con los niños, porque no hay manera de meterlos en vereda; una especialista –Supernanny– acude, examina la situación, orienta a los padres y toma el timón durante unos días; pasado el plazo, el problema familiar se ha resuelto. Lo que vemos en pantalla es una explicación detallada del proceso y, después, un coloquio de interés variable.Una primera evaluación: vale la pena verlo, sobre todo si uno tiene hijos o piensa tenerlos. Este es el tipo de programa que conecta con la vida de la gente y con las cosas que realmente preocupan. Porque su tema es exactamente el mismo del que uno oye hablar a todas horas en la cola del mercado o en los corrillos de padres en el colegio: la imposibilidad de mantener una mínima disciplina en casa. Esas reflexiones inevitablemente terminan con la melancólica consideración de que “nosotros no éramos así”. Bien: ¿Qué les pasa hoy a los niños? En la terapia que Supernanny proponía esta semana hay muchas claves para entender lo que está pasando: la tele, sólo un ratito, lo menos posible; la educación en la responsabilidad como requisito esencial, poniendo al niño tareas y haciendo ver que, sin ellas, no hay derechos; la comunicación con los padres como ritual cotidiano; la idea del amor en la familia como algo que está hecho tanto de sacrificios como de beneficios. Y si esa es la terapia, basta dar la vuelta al recetario para entender dónde está la enfermedad.

Esa es la principal virtud de Supernanny : pone el dedo en una llaga generalizada en nuestra sociedad. Tan generalizada que este mismo formato puede emitirse en 45 países y en todos se recibe como algo propio. A partir de ahí, la puesta en escena del programa busca la anuencia del espectador con los recursos de la vida en directo y del realismo: lo que vemos es la aplicación práctica de un repertorio concreto de soluciones que cada cual puede intentar en su casa (y en su caso) para resolver problemas que, como es sabido, ninguna universidad enseña a solucionar. Las cifras de su estreno fueron buenas en el contexto de Cuatro: un 9%. Por valor social, merecen ser mejores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 28 febrero 2006 por en Supernanny.
A %d blogueros les gusta esto: